¿Está mi industria preparada para la inmersión en fábrica 4.0 ?

Antes de abordar un proyecto de estas dimensiones es importante centrarse en la pregunta del titular: ¿Está mi industria preparada para la inmersión fábrica 4.0 ? 

Pues la respuesta por lo general es NO, y me gustaría equivocarme. Hay que tener en cuenta tres factores, que yo llamo el triángulo de la inmersión

  • Lado HUMANO. Esto son, usuarios/operarios. Éstos deben estar totalmente concienciados con el objetivo. Los operarios  deben asumir que una de sus tareas es alimentar con datos el sistema . La digitalización de una empresa consiste en un mayor nivel de especialización de los trabajadores por lo tanto es crítico la formación de los trabajadores ante esta nueva forma de interactuar con el entorno. Siempre será más fácil la formación de operarios que estén cómodos con la cultura digital y a poder ser que sean nativos digitales. Lo más importante que hay que gestionar es la actitud del trabajador ante los cambios.

Para ello hay que facilitarles la introducción de datos, con hardware adecuado como tablets rugerizadas, pantallas táctiles en zonas claves de los centros de trabajo, dispositivos móviles etc . Este nuevo hardware debe ir acompañado de software muy intuitivo y de fácil uso. Hay que cumplir una máxima en este procedimiento:La introducción de datos por parte de los usuarios de ningún modo debe ralentizar o ser fuente de problemas en el proceso productivo. Lógicamente tendrá un impacto pero éste debe ser mínimo.Los4pasosIndustria40

  • Los PROCESOS de fabricación deben ser totalmente eficientes y estar optimizados.  Es recomendable tener afinados el trío máquina/operarios/procesos productivos y deben funcionar como una unidad. Si hubiera alguna duda de que los procesos sean eficientes mi recomendación pasa por crear grupos internos de trabajo formados por expertos que vayan analizando cada uno de los procesos e intentar mejorarlo. Si la empresa no tiene todavía implantado procesos de mejoras de procesos como puede ser Lean Manufacturing u otro, bien deberían empezar a estudiar dicha posibilidad . Hay que invertir en personas que se dediquen a “dar vueltas” por las instalaciones y preguntarse por qué se hacen las cosas de una determinada forma. Muchas veces damos como verdaderas premisas en la realización del trabajo tales como:

– Este trabajo se hace así porque siempre se ha hecho así,

– porque así me lo enseñaron,

– porque no hay otra forma de hacerlo,

– porque sí(esta última me encanta 😉 )

La tecnología, las máquinas y la formación de los trabajadores mejora, por lo tanto razones suficientes para que cada empresa   reestudie sus procesos y los mejore.

  • Lado de los SISTEMAS DE INFORMACIÓN . La parte en la que de forma equivocada se cree que es el núcleo de la fábrica del futuro. Personalmente las dos anteriores para mí son más importantes. Aquí hay dos partes diferenciadas:

– La tecnología de la información (TI) . Entre otras la  infraestructura de comunicaciones, ésta debe ser global y accesible desde   todos los puntos de la fábrica. Los sistemas de información deben estar redundados y dimensionados.Una base de datos y una red tradicional no tiene la capacidad suficiente para aguantar  la ingente cantidad  de información que estar por venir. Quizás haya que hacer inversiones en este ámbito como, por ejemplo, un sistemas de big data.

– La tecnología operacional(TO). Lo que más cerca se encuentra de las máquinas/procesos y operarios. Engloba a sistemas scada, sistemas de adquisición de datos en planta(MES), PLCs . En cierta manera esta parte es la que antes actuaba como barrera  de entraba por lo caro y el poco conocimiento que se tenía. Actualmente esta tecnología se ha abaratado y democratizado tanto gracias a la aparición de las tecnologías open source que cualquiera puede acceder a ella, inclusive se puede domotizar una casa con sensores, actuadores sin hacer un gran desembolso y accediendo a conocimientos publicados.Un equipo de TI entrenado puede empezar a generar resultados con aparente poco esfuerzo.

Los proyectos de fábrica 4.0 son complejos y requieren de un estudio previo de la forma de trabajo, las personas y la infraestructura que se tiene. Hay muchos peldaños que subir antes de plantearse un cambio de esta envergadura. Lo que sí está claro es que las empresas que ni siquiera se lo planteen en un futuro muy cercano estarán perdiendo una ventaja competitiva. Esta disrupción y cambios no es algo nuevo y ocurre con más frecuencia de la que creemos. Por ejemplo, ya ocurrió en los 70 en el sector de la aceituna de mesa en la provincia de Sevilla, sector que se basaba en mano de obra y las empresas que sobrevivieron fueron las que introdujeron maquinaria en sus procesos productivos. Se acerca de nuevo un tiempo emocionante para la industria a nivel mundial.